Con un par

 

 

Qué  mejor que empezar el 2013 cambiando de escaparate cediendo a las gallinas el lugar que se merecen.

Sí… confieso…amo a las gallinas.

Cada vez que me como un par de huevos fritos… toco el cielo con las manos.

 

Éstas me dieron de desayunar todas las navidades… allí abajo… en almeria… en un cortijo maravilloso.

Se me antoja pues hacerles un homenaje …;-)

 

Hay que ser valiente para ser gallina.

Hay que echarle a esta vida “un par de huevos”.

 

 

 

Elena Aldama Royo - ME A GUSTADO MUCHO UN BESITO A LUKA

Tu email nunca se publica o se proporciona a terceros. Es necesario cubrir los campos marcados *

*

*